logo


El número de personas que padecen hambre en el mundo continuó aumentando a lo largo de 2017, hasta alcanzar la cifra de 821 millones de personas -una de cada nueve -, según el informe El estado de la seguridad alimentaria y la nutrición en el mundo, elaborado por la FAO y el Programa Mundial de Alimentos.

Este incremento significa retroceder hasta los niveles de hace una década y responde principalmente a tres factores interrelacionados: la aparición e intensificación de los conflictos armados; los efectos del cambio climático (fundamentalmente graves sequías, pero también inundaciones) y la subida de los precios de los alimentos básicos.

El Sahel, el Cuerno de África y Yemen son algunas de las zonas más afectadas. En las dos primeras, la sequía persistente, las disputas en países como Malí, Etiopía o Eritrea, y el aumento de los precios de los alimentos auguran una crisis alimentaria más grave que la que se vivió en 2012. En Yemen, la guerra ha dejado a cerca de 18 millones de personas (dos de cada tres habitantes) sin posibilidad de asegurarse una comida diaria, circunstancia que irá agravándose por el gran número de desplazados, por la dificultad de hacerles llegar asistencia humanitaria y por el colapso de la economía nacional.

Por todo esto, desde la Associació Catalana per la Pau ponemos en marcha una Campaña de Emergencia Alimentaria en cinco de los países damnificados -Mauritania, Malí, Etiopía, Yibuti y Yemen-, donde ya trabajamos desde hace tiempo mediante nuestra alianza con socios locales e internacionales.

Consulta qué haremos en cada país

MauritaniaMalí – Etiopía – Yibuti – Yemen

¿Cómo puedes ayudarnos?

Si quieres contribuir a financiar la campaña, puedes hacer una donación online a través de nuestro formulario o, si lo prefieres, realizar directamente un ingreso en nuestra cuenta bancaria: 2100 3200 95 2201233743.


Bibliografía de consulta

Fondo de emergencias

 

Créditos imágenes: Ashley Hammer/IRIN; Stephen Morrison/Africa Practice; Pablo Tosco/Oxfam